ANC pone sobre la mesa las responsabilidades en el incendio de La Palma

ANC pone sobre la mesa las responsabilidades en el  incendio de La Palma

La organización de izquierda canaria recoge la demanda que el Comité de Empresa del Cabildo de La Palma había publicado el pasado miércoles, que denunciaba las deficiencias del servicio de Medio Ambiente.

Esta denuncia ya señalaba la insuficiencia de los medios materiales e incluso de métodos de protección individual y colectiva para el personal que lucha contra los incendios. Para ANC que el presupuesto se haya recortado en un 76,6% desde 1996, pasando de 243 personas a solo 64 en 2015, habla ya de una responsabilidad y negligencia mayúscula de las autoridades insulares en materia de prevención de incendios, que no se puede excusar por la imprudencia del joven alemán.

Sin ir más lejos en los últimos 11 años La Palma ha sufrido cuatro grandes incendios, todos motivados por imprudencias, y el cabildo y el ejecutivo regional, que ahora se aventuran a hablar de la dramática situación de los vecinos, muchos de ellos desalojados, no han hecho nada al respecto.

A las autoridades insulares y canarias, hay que sumar la responsabilidad de un Estado Español que aparte de maltratar a Canarias con su financiación, no se ha preocupado por dotarnos de más medios aéreos y cuando se presentan los incendios colabora escasamente y tarde. Tampoco tiene sentido a nuestro juicio la política de aislamiento geográfico que vive Canarias, esperando durante horas o días hidroaviones, cuando vecinos como Marruecos los dispone mucho más cercanos que los españoles, una colaboración que ya ha existido anteriormente, como en La Gomera en 2012, y que se debería de profundizar para casos futuros.

Aun así, también hacemos un llamado a que el Cabildo y las autoridades locales palmeras lleven un control de la situación de los alemanes y otros ciudadanos que, como el caso de este joven, viven en cuevas y en el medio natural, en condiciones dudosas, que no se pueden justificar bajo una carencia de medios económicos y al mismo tiempo pueden llevar a imprudencias y efectos negativos sobre el medio ambiente.

Asimismo la ola de graves incendios de los últimos años hace patente la necesidad de una mayor educación ambiental de los ciudadanos y turistas que nos visitan, lo que hacemos extensible al resto del Archipiélago.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario